“Si macri quiere unir a los argentinos, empiece por decirles la verdad”

Bernal3

En su clásica editorial en Mañana Nacional, Federico Bernal, opina sobre el plan federal de fibra óptica

El 17 de mayo de 2016, el Presidente de la Nación volvió a mentirle al pueblo argentino. Anunció públicamente el lanzamiento del Plan Federal de Internet que supuestamente “extenderá la red federal de fibra óptica hasta 1.200 localidades del interior del país”, hasta llegar en dos años “a tener acceso a banda ancha de calidad para 29 millones de argentinos”. Pero el Presidente omitió señalar que su plan es en realidad la continuación de la política de telecomunicaciones ejecutada por el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner y que, más importante aún, será gracias a dicha política que las metas por él anunciadas llegarán algún día a hacerse realidad. A propósito del “lanzamiento” del Presidente, es justo señalar que fue el diario La Nación el encargado de traer algo de justicia K. Claro que de no haberlo hecho el único perjudicado hubiese sido el primer mandatario.

“En qué consiste el Plan Federal de Internet que presentó hoy Mauricio Macri”, se tituló la nota del célebre matutino a la que nos referíamos en la introducción. Su bajada: “Conectará a 1.200 localidades de todo el país a la red de datos de Arsat; quieren llevar las conexiones de banda ancha a los hogares de 29 millones de argentinos en 2 años, con una inversión de 4350 millones de pesos”. Luego de citar algunas frases de Mauricio Macri, prosigue así: “Usarán para eso la infraestructura de Arsat, la red de fibra óptica que construyó el gobierno de Cristina Kirchner en el último lustro como parte del plan Argentina Conectada; se beneficiarán los pueblos que hoy no tienen conexión y que están a 20 km de su red troncal”. Y lo cierto es que lejos de ser un dato anecdótico, es uno clave: la extensión de la red federal de fibra óptica anunciada por el Presidente no podría concretarse de no haber sido por la “pesada herencia”.

De hecho, es el mismísimo diario La Nación quien lo termina de confirmar, al linkear el artículo en cuestión con este otro, justo en la frase “… la red de fibra óptica que construyó el gobierno de Cristina Kirchner en el último lustro”. La nota asociada se titula “El Estado tendrá su propia red de fibra óptica” (16/10/2010). Bajada: “La empresa estatal Arsat hará el tendido en zonas no rentables o de difícil acceso”. En otras palabras, llegar a las 1.200 localidades a las que aspira llegar el Ingeniero Macri con el “derrame” neoliberal no sería posible de no haber sido por la empresa estatal Arsat y su función pública y social, más allá de la rentabilidad (el retorno de las inversiones) que la zona en cuestión le depare.

Mas información:
http://www.oetec.org/nota.php?id=1819&area=11

 

COMUNICATE CON LA RADIO



(11)4524.7816

App de Radio Rebelde disponible en Play Store
y en App Store